Bombillas LED

Hay muchas opciones de bombillas LED según el uso que se le vaya a dar. Hay disponibles bombillas LED baratas que dan una luz especial a cada rincón de su hogar y también en zonas exteriores, como es el caso de las bombillas para piscina disponibles RGB.

Prácticamente todas bombillas LED se pueden utilizar en instalaciones de iluminación en las que hay instaladas bombillas estándar.

Enlaces a subcategorías

Con el precio que tienen las bombillas LED y el ahorro de consumo y mantenimiento, hacen que sean la solución más barata para el ahorro de energía que otro que el resto de iluminación con la misma potencia eléctrica consumida

Aunque el precio de una bombilla LED sea algo mayor al de las tradicionales bombillas de bajo consumo, el ahorro en el consumo de luz es mucho mayor, con lo que podrás disfruta de una buena iluminación a la misma vez que la factura de luz disminuye.

Cómo elegir una bombilla LED

Para elegir qué bombilla LED comprar para cambiar nuestras viejas bombillas incandescentes hay que fijarse en el casquillo que usa, el diseño, el tono de luz, precio, etc. También hay que fijarse en las especificaciones y características de la bombilla LED que escojas para que sea la más adecuada.

Consumo y eficiencia de las bombillas LED

  • Potencia: Son los vatios que consume la bombilla LED. Cuanto menos vatios, menos consumirá la bombilla LED.
  • Equivalencia en vatios: se trata de la potencia equivalente de una lámpara incandescente con respecto a las bombillas LED. Aquí puedes ver una tabla de equivalencias aproximada.
  • Clase de eficiencia energética: como en los electrodomésticos, es una manera visual de conocer cómo de eficiente es una bombilla
  • Factor de potencia: Es la cantidad de energía que la bombilla LED transforma en luz, y se indica en una escala de 0 a 1.
  • Flujo luminoso o emisión de luz: Es la cantidad de luz que da una bombilla y se mide en lúmenes. Esta característica es una buena indicadora de la calidad de un LED pues podrá ofrecer un gran flujo con poca potencia.

¿Qué debemos tener en cuenta al elegir una bombilla LED?

Cada bombilla LED tiene unas características diferentes a la hora de iluminar. Por eso vamos a explicarlas para la que mejor se adapte a nuestras necesidades:

  • CASQUILLO: Hay varios tipos de casquillos. Los más comunes son el E27 de rosca gorda, E14 de rosca fina y los GU10 y GX5.3.
  • TONO DE LUZ: El tono de luz puede ser Blanco Cálido, Blanco Frío o Blanco Neutro. El blanco cálido ofrece una luz más confortable para salas de estar, dormitorios, recibidores y comedores. Van en torno a los 2.700 hasta los 3.500 grados K. El blanco frío se aconseja para lugares de trabajo que necesiten mucha luz como garajes, trasteros y oficinas. Van de 5.000 a 6.500 grados K. La luz blanca neutra estaría en una zona intermedia en torno a los 4.000 grados K. Os recomiendo leeros el siguiente articulo en el que viene explicado mas detalladamente «Blanco cálido, blanco neutro o blanco frío. ¿Cual elegir?«
  • LA POTENCIA LUMÍNICA: Es la cantidad de luz que emite una bombilla LED y se expresa en lúmenes (lm). A mayor cantidad de lúmenes, más intensidad de luz.
  • CONSUMO: Se mide en vatios (W). A menos vatios, mayor ahorro en la factura.
  • DURABILIDAD: Es la vida útil de una bombilla LED. La bombilla LED puede llegar hasta las 50.000 horas, seguidas de las fluocompactas (de 10.000 a 20.000 horas) y las halógenas (de 2.000 a 5.000 horas).
  • RAPIDEZ DE ENCENDIDO: En las bombillas LED en encendido es instantáneo. Las fluocompactas tardan de 20 hasta 60 segundos.
  • CANTIDAD DE CICLOS: La tecnología LED resiste mejor los encendidos y apagados sin reducir su rendimiento.
  • ÁNGULO DE APERTURA: El haz de luz de la bombilla LED. Para iluminar habitaciones se recomienda un ángulo de 120 grados de apertura.

Ventajas de las bombillas LED

Las bombillas LED pueden ahorrarte dinero no sólo porque son aproximadamente un 80% más eficientes energéticamente que otras bombillas, sino que también producen mucho menos calor que los halogenuros metálicos, las CFL y las bombillas incandescentes.

Aunque originalmente tienen un tono azul más frío que las bombillas incandescentes, los LEDs ahora vienen en temperaturas de color blanco cálido y luz día, por lo que puedes reemplazar más fácilmente tus bombillas existentes sin alterar el color de la habitación.

Visita nuestra “Guía Blanco cálido, blanco neutro o blanco frío. ¿Cual elegir?” para ver la diferencia entre blanco cálido, blanco neutro y blanco frío.

La iluminación LED también ofrece un índice de reproducción cromática (IRC) superior.

Las bombillas LED de recambio son duraderas y ecológicas.

¿Sabías que puedes reciclar las bombillas LED y reducir su huella de carbono hasta un tercio?

Las bombillas LEDs duran más que las incandescentes, llegando  hasta los 11 años de funcionamiento continuo.

Esto significa menos tiempo cambiando bombillas de difícil acceso en los techos altos.

Bombillas LED o bombillas fluocompactas: ¿Cuál es más eficiente?

Las bombillas LED ganan. Cuando se trata de comprar iluminación de bajo consumo, los LEDs superan a las CFLs por un amplio margen.

Las bombillas LED se encienden de forma instantánea, sin necesidad de tiempo de calentamiento.

Funcionan bien en climas fríos y son más duraderas, ya que se fabrican con plástico en lugar de vidrio.

Desde las bombillas estándar hasta los tubos fluorescentes, los LED pueden reproducir las mismas condiciones de iluminación que los fluorescentes, pero duran más y consumen menos energía.

Además, todas las bombillas LED cumplen con la directiva RoHS y no utilizan mercurio, algo que no pueden decir las bombillas fluorescentes.

Aspectos a tener en cuenta al comprar bombillas LED

VATIOS EQUIVALENTES: Aunque los lúmenes son el nuevo estándar, ayuda a tener una guía fácilmente reconocible.

La comparación de una bombilla LED con una incandescente le dará una estimación aproximada de cuanto iluminará una habitación.

Como cifra aproximada para los vatios de los LED, 1/4 o 1/5 del valor de los vatios de las incandescentes suele acercarse a lo que necesitas.

Lo puedes ver de una forma más gráfica con nuestra “Tabla de equivalencia de iluminación LED

LÚMENES: Los lúmenes miden directamente la cantidad de luz que emite la bombilla en total.

Por término medio, una incandescente de 60 vatios brilla con 800 lúmenes, con unos 50-100 lúmenes de diferencia por encima o por debajo.

Los LEDs se clasifican directamente por su valor máximo de lúmenes y duran mucho más tiempo sin que se atenúe la bombilla.

TEMPERATURA DE COLOR: Es una guía de cómo se verá la luz. Los valores más bajos son más cálidos, con 2700-3000K siendo un «blanco cálido» más incandescente, mientras que las temperaturas más altas como 5000K proporcionarán una luz «blanca neutra». Nuestra guía de iluminación te permite seleccionar una temperatura de color y ver cómo transforma un ambiente.

TENSIÓN DE TRABAJO: Debido a su diseño, los LED no suelen funcionar con tensión a 220v.

Muchos LEDs requieren algún tipo de controlador para convertir el voltaje de 220v a corriente continua para su correcto funcionamiento.

La mayoría de las lámparas LED funcionan a 220v porque ya incorporan internamente un driver, pero siempre hay que comprobar antes de comprar una bombilla LED que funcione a 220v.

Si en vez de a 220v funciona a 12v DC hay que comprar tambien un driver.

Razones por las que las bombillas LED son la mejor opción para su iluminación

¿Son los LED las bombillas del futuro? No. Son las bombillas del presente, y lo han sido durante mucho tiempo.

Si todavía usas bombillas incandescentes, desperdicias el 90% de tu dinero en electricidad, el 60% con bombillas halógenas y el 10% con bombillas de bajo consumo.

Afortunadamente, existe una solución rápida y, sobre todo, muy sencilla.

¿Son caras las bombillas LED?

Sí, son un poco más caras que las bombillas incandescentes y de otro tipo, pero sólo en el momento de la compra, y este sobrecoste se amortiza rápidamente.

De hecho, para la misma luminosidad, las bombillas LED consumen menos corriente (en vatios).

Es fácil de calcular: debido al mayor rendimiento lumínico, la potencia de los LED es prácticamente irrelevante.

¿Cuánto se puede ahorrar con los LED?

  • 90% en comparación con las bombillas incandescentes
  • 60% en comparación con las bombillas halógenas
  • 10% en comparación con las bombillas de bajo consumo

Es cierto que la diferencia de ahorro respecto a las bombillas de bajo consumo no es tan grande, pero las bombillas LED no contienen mercurio, alcanzan inmediatamente el 100% de su brillo y simplemente proporcionan una iluminación hermosa y uniforme.

¿Las bombillas LED son regulables?

Si quieres una iluminación regulable es porque quieres poder crear un ambiente cálido y agradable en el salón por la noche.

Esto es comprensible y, por supuesto, posible con las bombillas LED, pero no todas las bombillas LED son regulables.

Lo entendemos y, por supuesto, también puedes regular las bombillas LED. Sin embargo, no todas las bombillas LED son regulables.

Por suerte, nuestras bombillas LED regulables están etiquetadas como tales y figuran en la categoría separada «bombillas LED regulables».

¿Cómo puedo reemplazar las bombillas LED?

En principio, cualquier lámpara dotada de un casquillo puede reemplazarse con bombillas LED.

Mira el casquillo de tu lámpara colgante favorita. Casi seguro se trata de un casquillo E27 o E14.

Este tipo de casquillo es compatible con las bombillas LED E27 o E14 porque tienen una base estándar (al igual que las bombillas incandescentes, las halógenas y las de bajo consumo).

¿Qué bombilla LED puede sustituir a una bombilla incandescente de 100 vatios?

La forma más fácil es comprobar el número de lúmenes.

El consumo en vatios, así como el número de lúmenes producidos, varían en función de la calidad y el acabado de la bombilla LED.

Puedes consultar nuestra tabla de equivalencias de iluminación LED para saber los watios necesarios al sustituir una lámpara.

Una bombilla incandescente de 100w se podría sustituir por una bombilla LED de 20w y así ahorrarte 80w

¿Cuánto duran las bombillas LED?

Los LED tienen una vida útil de hasta 50.000 horas. Con un uso diario de 4 horas, son más de 34 años.

Así podrás disfrutar al máximo de la iluminación LED sin preocuparte de cuándo tienes que cambiar las bombillas.

¿Cómo se eliminan las bombillas LED?

Las bombillas LED (al igual que las bombillas de bajo consumo) no pueden tirarse a la basura doméstica.

Mientras que las bombillas de bajo consumo no pueden eliminarse de este modo por su contenido en mercurio, son las numerosas piezas electrónicas las que plantean un problema para las bombillas LED.

Por tanto, las bombillas LED se consideran residuos electrónicos y deben eliminarse en un punto de recogida.

Ir arriba